SJ Financial - шаблон joomla Joomla

 عربي - English - Deutsch - Française - Português - - Italiano - русский

Chat en vivo

Si desea hacer cualquier pregunta sobre el Islam!

Cómo convertirse al Islam?

Conozca los pasos para entrar!

• Las lágrimas, que algunas personas piensan que sólo son agua salada, son en realidad una poderosa arma de defensa para uno de los miembros más valiosos del cuerpo.

• Se excretan las lágrimas con la ayuda de pequeñas bolsas que hay en el interior de nuestros ojos.

• Hay tres tipos de lágrimas:

El primer tipo de lágrimas es básico, y su objetivo es proteger el ojo del polvo y las bacterias.

El segundo tipo de lágrimas, se excreta cuando hay un segundo efecto de daño al ojo, como el gas lacrimógeno.

• El tercer tipo de lágrimas, se excreta cuando el sistema nervioso se estimula por las emociones, por ejemplo como el miedo.

• El ambiente muy cálido, muy seco o muy ventoso, también estimula la excreción de lágrimas.

• 98,2% es el porcentaje de agua en las lágrimas. El resto consiste en Urea, glucosa, materia orgánica y lisozima. Por lo tanto, las lágrimas son un líquido muy especial, que contiene diferentes cantidades de diferentes materiales.

• La lisozima es el principal factor que protege los ojos de todo tipo de influencias externas. De esta manera, podemos ver fácilmente, sin efectos adversos como resultado del polvo y bacterias.

• La lisozima es más eficaz que los agentes más potentes de limpieza que se utilizan para limpiar el hogar. Es un gran milagro, ya que no daña los ojos a pesar de su potente materia.

• No es posible que cualquier producto de desinfección, como la lisozima, se utilice en los ojos, y no hay ningún tipo de producto tan eficaz para la desinfección del ojo como tal.

• No hay venas en el estrato córneo de nuestros ojos, pero esta región también necesita aire y nutrientes. Y de manera extraordinaria se satisfacen estas necesidades con la ayuda de las lágrimas.

Di: "Él es Quien os ha creado, Quien os ha dado el oído, la vista y el intelecto. ¡Qué poco agradecidos sois!"(Surat al-Mulk; versículo 23)